Talleres formativos para dar calidad de vida a los enfermos de Parkinson y sus familiares

Talleres formativos para dar calidad de vida a los enfermos de Parkinson y sus familiares

El Hospital de Valme aborda la enfermedad desde diversos dispositivos según la fase de la enfermedad

Por  17:09 h.

La Unidad de Gestión Clínica de Neurología del Hospital Universitario de Valme de Sevilla lleva a cabo un proyecto, paralelo al ámbito asistencial y terapéutico, orientado a incrementar la calidad de vida de los pacientes con Parkinson.

Consiste en la celebración de un ciclo de talleres dirigidos a pacientes y cuidadores familiares con el aporte de una completa información sobre la segunda enfermedad neurodegenerativa que más afecta a la población, después del Alzheimer.

Desde el Hospital Universitario de Valme se aborda el Parkinson desde diferentes dispositivos, dependiendo de la fase de la enfermedad y la situación clínica del paciente. Por un lado, existe una consulta monográfica de Trastornos del Movimiento, dentro del la Unidad de Gestión Clínica de Neurología que dirige Eva Cuartero. Las neurólogas referentes en ella son las neurólogas Carmen Fernández y María Fernández. El equipo especializado en esta patología lo completa la enfermera Laura Font y la neuropsicóloga Macarena González.

Además, se suman las consultas externas en los centros periféricos de especialidades de área de Valme (Dos Hermanas, Alcalá de Guadaíra y Morón de la Frontera), a los cuales se desplazan los neurólogos. Y, por último, en la Unidad de Día de Neurología en Valme se hace un seguimiento a los pacientes más complejos con tratamientos de segunda línea.

Esta iniciativa supuso la realización de cuatro talleres, de dos horas cada uno, en los cuales se afrontaron temáticas de interés para pacientes y familiares. Los contenidos fueron expuestos por un grupo de profesionales especializados del Hospital Universitario de Valme.

Con la participación de 25 pacientes más una veintena de familiares, se ofreció un bloque de contenidos muy variado. Inicialmente las dos neurólogas especializadas de Valme expusieron el origen y sintomatología de la enfermedad junto a una actualización del tratamiento farmacológico según el perfil de cada paciente. La enfermería se ha encargó de consejos prácticos y recomendaciones. Por un lado, hábitos alimentarios saludables, adherencia a tratamiento o higiene del sueño. Y, por otro lado, desde el área de Rehabilitación se han aportado los consejos y recomendaciones sobre los beneficios del ejercicio físico en estos pacientes.

Por su parte, la neuropsicóloga se ha centrado en el manejo de los síntomas psiquiátricos y cognitivos, así como en los aspectos emocionales tras el tener conocimiento del diagnóstico de la enfermedad y su afrontamiento. Además, se incluyó la parcela tan importante como es la del cuidador familiar, los cuidados del cuidador, junto a la importancia del asociacionismo.

Síntomas del Párkinson

El Parkinson es un trastorno neurológico progresivo, caracterizado por múltiples síntomas motores y no motores que contribuyen al deterioro en la calidad de vida de la persona que la padece. Se produce debido a que las neuronas generadoras de la dopamina, componente químico que envía señales al cerebro y que ayudan a coordinar los movimientos corporales, mueren o no funcionan adecuadamente.

Actualmente, la padecen más de 160.00 personas en España y más de 25.000 en Andalucía. Por su parte, la franja de edad en la que se concentra mayoritariamente su aparición se sitúa entre los 60 y 70 años, incrementándose el riesgo de padecerlo a mayor edad. Sin embargo, los especialistas destacan que el Parkinson no tiene edad dado que, a pesar de su incidencia más frecuente a los 60 años, hay afectados por debajo de los 40 años.

Dado que es un trastorno crónico que conduce con el tiempo a una incapacidad progresiva (afectando la capacidad de caminar, hablar, escribir y tragar), la Unidad de Gestión Clínica de Neurología del hospital sevillano ha potenciado con el recurso de la información el mejor manejo de esta enfermedad por parte de sus afectados y familias.