El Hermano Mayor de la Hermandad de la
Macarena, Manuel García, y el director territorial de CaixaBank en Andalucía Occidental, Rafael Herrador
El Hermano Mayor de la Hermandad de la Macarena, Manuel García, y el director territorial de CaixaBank en Andalucía Occidental, Rafael Herrador

Obra Social “la Caixa” apoya con 25.500 euros la asistencia social de la Hermandad de la Macarena

La colaboración irá destinada a la pastoral carcelaria, la despensa, el área de inmigración y el programa de víctimas de trata

Por  8:41 h.

La Obra Social “la Caixa” arranca una nueva colaboración con la Hermandad de la Macarena destinando una ayuda de 25.500 euros a su área de asistencia social para apoyar la pastoral carcelaria, la despensa, el área de inmigración y el programa de víctimas de trata. El director territorial de CaixaBank en Andalucía Occidental, Rafael Herrador, y el Hermano Mayor de la Hermandad de la Macarena, Manuel García, han firmado este lunes el acuerdo.

En concreto, la pastoral carcelaria está orientada a hijos menores de reclusos que cumplen condena y sin prestaciones familiares, a los que destina ayudas mensuales de carácter económico, ropa, alimentación y farmacia. La Despensa Macarena consiste en el reparto de bolsas de comida uno y dos días a la semana en los locales de la hermandad próximos a la basílica. Por otro lado, en el área de inmigración, la hermandad presta apoyo a las personas procedentes de otros países cubriendo necesidades de carácter económico, vivienda, suministros, alimentación, salud, medicinas y equipaciones domésticas. Y, por último, la entidad mantiene un programa de ayuda para las mujeres víctimas de trata desarrollado junto a las Hermanas Adoratrices, que contempla una ayuda mensual.

Los 25.500 euros que Obra Social “la Caixa” destina a esta colaboración se enmarca en las actuaciones que impulsa directamente la red financiera de CaixaBank en Sevilla para dar respuesta las necesidades de su entorno más inmediato. El año pasado la entidad destinó el mismo importe al área social de la hermandad. A través de estas iniciativas, y gracias a la confianza que depositan los clientes de CaixaBank en la entidad, la Obra Social hace patente su compromiso con esta ciudad.

Anualmente, la Obra Social ”la Caixa” destina una partida específica y descentralizada de su presupuesto a la red de oficinas de CaixaBank en cada territorio. Esta red se hace responsable de la gestión de los fondos asignados y promueve actividades en sintonía con las líneas de acción estratégicas de la Obra Social. Dichas actuaciones ponen de manifiesto la razón de ser de la entidad: el retorno a la ciudadanía de parte de los beneficios que genera la actividad financiera para contribuir a la mejora de su entorno, poniendo especial atención en los colectivos más vulnerables.

A lo largo de 2016, la red de CaixaBank impulsó un total de 2.211 iniciativas de Obra Social descentralizada en Andalucía Occidental, con una inversión de 6.230.600 euros.

Obra Social: 510 millones de presupuesto

El compromiso de la Obra Social ”la Caixa” con las necesidades de la sociedad en la que desarrolla su actividad financiera y con el bienestar de las personas, uno de sus rasgos más definitorios desde su nacimiento en 1904, sigue más vigente que nunca. La entidad trabaja con un objetivo ineludible: contribuir a la construcción de una sociedad mejor y más justa, dando oportunidades a las personas que más las necesitan.

Acorde con estos principios y objetivos, la entidad mantiene en 2017 la misma voluntad de consolidar e intensificar la labor de la Obra Social. Esto se traduce en un aumento de su presupuesto hasta alcanzar los 510 millones de euros, frente a los 500 de los nueve años anteriores. Globalmente, la Fundación Bancaria ”la Caixa” ha impulsado en 2016 cerca de 50.000 iniciativas, de las que se han beneficiado más de 10,5 millones de personas.

La inversión se focaliza prioritariamente en el desarrollo de programas sociales con vocación transformadora. La lucha contra la pobreza infantil, el fomento del empleo entre colectivos vulnerables, el envejecimiento activo y saludable de las personas mayores y la atención a enfermos avanzados siguen siendo las líneas prioritarias de trabajo. La apuesta por la investigación y el conocimiento, así como el apoyo a la cultura, son también señas de identidad de la institución.