Occhiena

Moda Ética en el Polígono Sur para ayudar a las mujeres en riesgo de exclusión

La Fundación Proyecto Don Bosco lanza en el Centro Social del barrio la Central de Moda Ética de Andalucía

Por  8:00 h.

La labor que la Fundación Proyecto Don Bosco desempeña en el Polígono Sur plantea nuevos retos continuamente, a fin de ayudar a las personas en riesgo de exclusión social del barrio a abrirse camino en el panorama laboral. De los numerosos talleres que ofrecen se suma ahora el reto que ha planteado Occhiena: la Central de Moda Ética de Andalucía, una iniciativa que parte del sector textil con una responsabilidad social, la de dar a trabajo a las mujeres en riesgo de exclusión.

La presentación de la Central de Moda Ética ha tenido lugar este jueves en el Centro Social Don Bosco, donde se alojará. En el acto participaron Francisco Vázquez, director párroco de la Obra Jesús Obrero; Dolores de Pablo-Blanco, delegada de Familia, Asuntos Sociales y Zonas de Especial Actuación; Antonio Mengual, director territorial de la Fundación Proyecto Don Bosco; Magdalena Brasa, directora del proyecto de Occhiena; Elizabeth Donaire, coordinadora del IAM en Sevilla, y Alba Molina, madrina del proyecto.

«Hace una década que comenzamos a formar a las mujeres en corte y confección, ahora damos un paso más para que esa formación les ayude a lograr una inserción laboral», explica Antonio Mengual, de la Fundación Proyecto Don Bosco. La falta de trabajo está presente en este barrio con una tasa de paro que supera ya el 50%.

Occhiena cuenta con una inversión inicial de 50.000 euros y espera multiplicar por 10 su producción en dos años. La vertiente social de la empresa forma ya a más de 30 mujeres del barrio anualmente y prevé la inserción efectiva de al menos el 50% con arreglo a la demanda de producción. Además está trabajando en el diseño de alianzas estratégicas en busca de un modelo colaborativo de distribución nacional e internacional junto a otras marcas y colectivos. Su propuesta no solo está orientada a la responsabilidad social, sino también a una producción sostenible y responsable con el medio ambiente.

La artista Alba Molina, que prestó su imagen como madrina del Proyecto, apoyó con emoción la iniciativa. «Me siento comprometida, soy gitana y mi gente es de aquí», expresó.