Cae el 2,6%

Los andaluces realizaron más de 270.000 donaciones de sangre en 2012

Por  14:23 h.

Los andaluces han realizado a lo largo del pasado año un total de 270.164 donaciones de sangre y 15.594 de plasma, lo que supone una caída del 2,6 por ciento respecto al 2011, según los datos facilitados a Europa Press por la Consejería de Salud.

Por provincias, en Almería se han registrado 19.370 donaciones de sangre y 1.224 de plasma; en Cádiz, 35.017 y 1.576; en Córdoba, 32.246 y 1.127; en Granada, 38.333 y 5.361; en Huelva, 18.672 y 740; en Jaén, 21.113 y 1.708; en Málaga, 46.456 y 1.544 y, en Sevilla, 58.957 y 2.314.

En cuanto a las enfermedades que más recursos sanguíneos consumen, son la de tipo hematológico, tales como anemias, leucemias, linfomas y trombocitopenia, las que más demanda presentan. En segundo lugar se encuentran las hemorragias, siendo en su mayoría digestivas. Le siguen en orden de frecuencia las prótesis articulares, los traumatismos, y, en menor medida, el infarto agudo de miocardio, la sepsis y la cirugía en general.

En total, existen 191.337 donantes activos en la comunidad. De ellos, 113.486 (el 59,30%) son hombres y 77.900 (el 40,70%) son mujeres. El perfil del donante de sangre en Andalucía es el de un varón de 41 a 50 años que acude a las colectas móviles. Sin embargo, cambia esa proporción entre los nuevos donantes más jóvenes, donde prácticamente la mitad son hombres y la otra mitad son mujeres.

Por edades, el sector más numeroso es el que abarca de los 41 a 50 años (28,7% del total). Mientras que la franja de edad de 18 a 30 supone el 25,8 por ciento; de 31 a 40 años, el 24,9 por ciento; de 51 a 60 años, el 16,6 por ciento y un 3,7 por ciento tiene más de 60 años.

Por grupos sanguíneos, los donantes cuyo grupo es el O positivo son los más numerosos y representan el 36,42 por ciento. Inmediatamente detrás se encuentran los donantes A positivos, que ascienden al 34,18 por ciento, seguidos por los O negativos (8,56%) y B positivos (8,01%).

Por su parte, las personas con grupo A negativo representa el 7,24 por ciento del total de los donantes de sangre, mientras que los AB positivos son el 3,22 por ciento, los B negativos el 1,65 por ciento, y los AB negativos el 0,73 por ciento del total.

Grupos sanguíneos más demandados y requisitos para donar

Respecto a los grupos sanguíneos más demandados en Andalucía, se corresponden con el A positivo y el O positivo, aunque por las especiales características inmunológicas tiene gran importancia el O negativo y para las donaciones de plasma el AB +.

La Consejería de Salud y Bienestar Social agradece la solidaridad de las personas que acuden a donar, lo que permite cubrir las demandas de sangre de los hospitales de Andalucía. No obstante, anima a estos ciudadanos, y a los que nunca han acudido a un punto de hemodonación, a que mantengan las reservas de sangre en estos niveles óptimos.

Los requisitos para poder donar son el de tener entre 18 y 65 años y un peso igual o superior a los 50 kilos, no padecer anemia y no realizar prácticas de riesgo que faciliten el contagio de enfermedades, como por ejemplo, la hepatitis, la sífilis o el sida.

Salud recuerda, al hilo de ello, que en todas las provincias existen puntos para acudir a donar sangre con horarios flexibles, de manera que los ciudadanos tienen la posibilidad de hacerlo tras su jornada laboral o incluso los fines de semana. En total, existen cinco centros de transfusión sanguínea y tres centros de área.

Para los desplazamientos se dispone de 40 unidades móviles, de las cuales cinco son autónomas; es decir, en ellas se pueden efectuar las donaciones, y el resto son mixtas, por lo que están destinadas al transporte del personal y los materiales para atender colectas en lugares concretos.

Las necesidades diarias de donaciones varían según la provincia y se estiman en función de la demanda que se prevé para cinco días. Además, la Consejería puso en marcha un plan autonómico para reactivar la donación de sangre en 2008 y así poder dar respuesta al continuo incremento de la demanda en los hospitales de la comunidad.

En el proceso de donación se están produciendo cambios importantes orientados a obtener por separado los distintos componentes de la sangre (hematíes y plasma) con la finalidad de poder orientar cada donación a las necesidades de cada momento.

Otros eventos que te pueden interesar