Feiruz con su familia de acogida y voluntarios de la asociación / Asociación del Pueblo Saharaui
Feiruz con su familia de acogida y voluntarios de la asociación / Asociación del Pueblo Saharaui

Feiruz, la pequeña saharaui que espera en Dos Hermanas un trasplante para volver a casa

La menor de seis años, acogida por una familia nazarena, sufre problemas en sus riñones de los que se recupera en España

Por  16:26 h.

Los riñones de Feiruz, una niña saharaui de tan solo seis años de edad, hace tiempo que dejaron de funcionar con normalidad. Recibía su tratamiento de diálisis en el hospital general de Tinduf (Argelia), donde los facultativos la asistían con los medios limitados de los que disponen, hasta que el pasado mes de junio el estado de salud de la menor empeoró considerablemente, temiéndose incluso por su vida. El caso de la pequeña llegó a oídos de la Federación Andaluza de Asociaciones Solidarias con el Sáhara, que de inmediato se puso manos a la obra para iniciar todos los trámites necesarios que permitieran el traslado de la niña hasta un hospital en España.

Durante mes y medio, la pequeña permaneció ingresada en el Hospital Carlos Haya de Málaga y, posteriormente, otra semana más en el Virgen del Rocío de Sevilla, para recuperarse de las graves dolencias que acarreaba. La pequeña ha respondido bien al tratamiento, aunque aún queda mucho por hacer. Los médicos continúan realizándole pruebas antes de iniciar el último paso y más importante para su completa recuperación, una operación de trasplante.

Por esa razón, y mientras que ese momento llega, Feiruz ha prorrogado su verano en España y permanece, en la actualidad, con una familia de acogida de Dos Hermanas. «La pequeña está muy animada e irreconocible en comparación a cuando llegó. Se ríe y hace bromas, incluso en español», comenta Sergio Fernández, presidente de la asociación nazarena Amigos del Pueblo Saharaui, entidad que ha colaborado en la llegada de la menor hasta el municipio nazareno.

La niña, escolarizada ya en un centro de Dos Hermanas, acude a diálisis tres veces en semana y continúa con su tratamiento de recuperación, por lo que tendrá que permanecer en España durante un tiempo aún indeterminado, según explican desde la asociación nazarena. La pequeña, mientras tanto, disfruta de su estancia temporal en Andalucía en el seno de esta familia de Dos Hermanas que, de forma totalmente altruista, decidió colaborar con la causa acogiendo a Feiruz en su casa.

El padre de la menor saharaui, que habla semanalmente con la pequeña a través de videoconferencias y notas de voz, tiene intención ahora de viajar hasta Dos Hermanas para visitar a su hija. Además, según ha explicado Fernández, se va a buscar la colaboración de asociaciones de apoyo al pueblo saharaui para intentar sufragar los gastos médicos que pueda ir generando el tratamiento de la pequeña.

Vacaciones en Paz

Se da la circunstancia de que esta familia nazarena que acoge a Feiruz ya había participado en años anteriores en el programa Vacaciones en Paz, que permite que menores saharauis, de edades comprendidas entre los 8 y los 14, puedan pasar los meses de verano con familias de acogida en nuestro país, mejorando así su estado de salud y alejándolos de las altas temperaturas del Sáhara. En esta edición 2016, han sido 29 niños los que han llegado a Dos Hermanas, un número algo inferior al de la edición anterior ya que, según explican desde la entidad, se habían producido algunas bajas al finalizar muchos de los menores su ciclo y haber superado la edad máxima para poder venir.

La asociación, de cualquier forma, trabaja ya en el programa 2017 con el objetivo de conseguir sumar más familias y colaboradores que quieran unirse a la causa. Por lo pronto, el próximo 2 de octubre, la entidad organiza el I Máster Class Zumba, un evento solidario a beneficio del pueblo saharaui que tendrá lugar en el Club Vistazul del municipio nazareno, a partir de las 11.00 horas. La entrada para los socios del club es de un euro, mientras que para los no socios serán tres.