La alcaldesa con los responsables del proyecto Samuel de Alcalá
La alcaldesa con los responsables del proyecto Samuel de Alcalá

El Ayuntamiento de Alcalá estrecha su colaboración con el proyecto Samuel de Cáritas

La iniciativa ayuda a menores con problemas de exclusión social

Por  7:00 h.

El Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra estrechará la colaboración municipal con el proyecto que desarrolla el grupo de Cáritas de la parroquia de La Inmaculada a través de su «Proyecto Samuel», que desde hace 14 años, trabaja con niños en una iniciativa de intervención socioeducativa para menores en riesgo de exclusión social.

Para ello, la alcaldesa de Alcalá, Ana Isabel Jiménez, ha visitado a los responsables de la iniciativa y ha mostrado la importancia de proyectos como este que suponen «un refuerzo al trabajo que se realiza por parte de los servicios sociales públicos de las distintas administraciones».

La alcaldesa explicó las distintas líneas de ayudas y subvenciones que el ayuntamiento ofrece para colaborar económicamente con las entidades promotoras de estas actividades y concretamente el convenio que se mantiene con Cáritas Diocesana, cuyo importe alcanza los 20.000 euros para proyectos en Alcalá de Guadaíra de esta entidad asistencial.

De igual forma la alcaldesa expresó su compromiso para que los medios técnicos y humanos del Ayuntamiento colaboren, en la medida de sus posibilidades, para el mejor desarrollo de estas iniciativas y planteó la posibilidad de la celebración de encuentros en los que se coordinen las líneas de trabajo y resultados de los proyectos sociales que están en marcha en la ciudad «en la certeza de que el intercambio de información mejorará la atención social que se viene prestando».

Por su parte, la coordinadora del proyecto Samuel, Inmaculada Picazo, relató a la alcaldesa el devenir del proyecto que en sus inicios se planteó como un refuerzo escolar con clases de apoyo a niños del barrio que por sus condicionantes sociales presentaban altas tasas de fracaso escolar.

En la actualidad el proyecto ha evolucionado, ahora también recibe a menores llegados de otros puntos de la ciudad, y los objetivos del programa se abren al desarrollo integral de los niños con idea de mejorar su capacidad de trabajo en grupo, la aceptación de normas cívicas y comportamiento social y, la consolidación de hábitos saludables en los menores