José Cahamizo, Defensor del Pueblo Andaluz
José Cahamizo, Defensor del Pueblo Andaluz / Rocío Ruz

Andalucía

Chamizo denuncia la «situación de desamparo» que viven los enfermos mentales

Por  16:34 h.

El Defensor del Pueblo Andaluz en funciones, José Chamizo, ha entregado este lunes al presidente del Parlamento, Manuel Gracia, el informe especial sobre ‘La situación de los Enfermos mentales en Andalucía’, que «representa un compromiso y una exigencia ética con el colectivo de los enfermos mentales y de los movimientos asociativos de usuarios y familiares de las personas con enfermedad mental», ha señalado el Defensor. En este sentido, Chamizo ha indicado que, según las organizaciones, «unas 85.000 personas en la región padecen un trastorno mental de forma crónica y un 25 por ciento de la población en general ha utilizado alguna vez los recursos de salud mental en Andalucía».

En rueda de prensa, Chamizo, quien ha comenzado el acto leyendo algunos de los casos que llegan hasta la Defensoría, ha explicado que con este informe la institución «quiere ofrecer una análisis recopilatorio de la situación de estos enfermos extraídas de la multitud de quejas recibidas», una quejas cuyo número «se ha mantenido en 2011», señala. Según el Defensor, el perfil grave y endémico se describe con dos elementos que se presentan de la mano: un grave trastorno mental y una dramática situación familiar (con elevadas dosis de violencia familiar)».

«Es aquí donde se ponen a prueba nuestros recursos que, en buena parte de ellos, concluyen con la desasistencia y situación de desamparo de estos enfermos, abandonados de todo y por todos y sin un horizonte de esperanza que pudiere mejorar su situación», advierte el Defensor, quien indica que a este tipo de situaciones graves «no superadas» se unen ahora «otros factores que agravan esta situación irresuelta de manera muy singular: la crisis de las finanzas y su consecuencia en los recortes presupuestario de gasto sanitario y la regresión a que se está sometiendo la denominada Ley de Dependencia».