El colegio ha habilitado una caja para depositar tapones y adornada por los alumnos, en cada uno de sus edificios
El colegio ha habilitado una caja para depositar tapones y adornada por los alumnos, en cada uno de sus edificios

«¿Ayudas a Manuela?»: La propuesta solidaria de un colegio de Alcosa

Alumnos del CEIP Lope de Rueda están animando a aportar tapones para recaudar fondos para el tratamiento de un bebé con una enfermedad rara

Por  7:00 h.

«¿Ayudas a Manuela?», se puede leer por los pasillos del CEIP Lope de Rueda, en la barriada del Parque Alcosa. Son carteles que los propios alumnos han escrito y adornado para animar al resto del alumnado a participar en una campaña solidaria. Manuela es un bebé de 16 meses con una enfermedad rara que aún no ha podido ser diagnosticada. «Tiene un déficit de sustancia blanca que podría estar asociado a algún tipo de leucodistrofia, microcefalia y síndrome de West», indica Auxi, profesora de religión en el centro educativo y quien coordina, junto a su compañera Ana Trinidad, al resto de miembros del colegio en la campaña.

El objetivo es ayudar a los padres de Manuela a financiar parte del tratamiento mediante la recogida de tapones; una acción que supone para los alumnos además la concienciación con el cuidado del medio ambiente. «No es la primera vez que realizamos una acción así», indica Auxi, «cuando un compañero sabe de alguien que necesita ayuda le invitamos a que lo comente en el colegio, y en esta ocasión fue la portera del colegio pequeño quien nos habló de Manuela, familiar suyo».

tapones-lope-rueda

La actividad se promueve dentro del proyecto «Escuela: Espacio de paz», en el que están integrados y participan de manera activa todos los miembros del colegio. En años anteriores apoyaron la investigación de las enfermedades raras con la «Carrera Solidaria Andrés, Hugo y Leo», recogieron material escolar para un colegio de Burkina Faso en «Mochilas con sueños» o concienciaron sobre la movilidad sostenible con «Las visiones de Hugo».

En cada edificio del colegio, tanto en infantil, primer ciclo y segundo ciclo, se ha habilitado una caja donde depositar tapones. Además, los alumnos han preparado carteles para colgar por los pasillos para informar sobre la actividad. «Los niños son muy participativos, se meten en cada una de las campañas y les explican a sus padres para que puedan colaborar», indica Auxi.