Los alumnos se han comunidado en inglés / Foto: Altasierra
Los alumnos se han comunidado en inglés / Foto: Altasierra

Alumnos de Sevilla y Siria comparten experiencias mediante videoconferencia

El programa My Voice, My School, de la agencia de Naciones Unidas para los refugiados de Palestina, se ha desarrollado por primera vez en España en el colegio Altasierra de Espartinas

Por  11:31 h.

Alumnos de Sevilla y de Siria han podido compartir experiencias este martes a través de una videoconferencia promovida por UNRWA, la agencia de Naciones Unidas para los refugiados de Palestina. Los participantes han sido un grupo de aproximadamente 20 estudiantes de Altasierra, un centro bilingüe ubicado en Espartinas y autorizado por la Junta de Andalucía para las etapas de educación Primaria y Secundaria, y 17 niños de origen palestino que cursan estudios en un colegio de Damasco, en Siria, un país sumido en una cruenta y prolongada guerra civil.

La videoconferencia, según han informado a Europa Press desde el colegio Altasierra, ha tenido una duración de cerca de una hora y se desarrolló en inglés, gracias al «fluido» nivel del que hacen gala los alumnos de ambos centros protagonistas de esta experiencia.

La conexión, a través del conocido programa Skype, se encuadra en el programa My Voice, My School, promovido por UNRWA, toda vez que el colegio Altasierra de Espartinas cuenta con un convenio de colaboración con UNRWA España. Se trataría, de hecho, de la primera experiencia en España del programa My Voice, My School.

Durante la videoconferencia, niños de uno y otro colegio intercambiaron impresiones sobre sus vivencias escolares, actividades e, incluso, de fútbol, aunque la situación de Siria no pasó por alto. «Mi sueño y mi deseo es ser doctora de mayor, y a corto plazo que la guerra de Siria acabe cuanto antes», manifestaba Raghad, de 14 años, refugiada de Palestina en Damasco.

El contexto de la guerra siria

Los jóvenes del colegio sevillano quedaron muy impactados y se mostraron deseosos de repetir una experiencia «que nos ha unido y con la que queremos que los niños de Siria tengan más voz dentro de un contexto tan difícil como el de Siria, que lleva ya más de seis años en guerra».

Altasierra, colegio del grupo Attendis, realiza estas actividades como formación para sus alumnos no sólo en temas académicos, sino también para formarlos en valores de respeto entre diferentes culturas, idiomas y religiones. «Es un paso más hacia la integral de sus alumnos y un elemento esencial para el nuevo Bachillerato Pro Challenge, acercar los alumnos a un mundo global donde en breve tendrán que conocer, decidir y dirigir grandes retos educativos y han de estar preparados para ello», expone el centro.