Jóvenes Solidarios

Jóvenes Solidarios

Voluntaria de Obra Social La Caixa: «ayudar a tus vecinos es aún más satisfactorio»

Gloria López participa, junto con su familia, en iniciativas solidarias en los pueblos de la provincia

Por  7:00 h.

Gloria López es una treinteañera de Morón de la Frontera que, hace ya varios años, decidió dedicar parte de su tiempo libre a ayudar a los demás. «Desde que empecé a trabajar en La Caixa me picó el ‘gusanillo’ de hacer algo», explica. Así que empecé a colaborar en algunas actividades, aunque no fue hasta meses después cuando me hice voluntaria de la Obra Social La Caixa, asegura. Además, reconoce que, al principio, «pensaba que el voluntariado era todo lo relacionado con cooperación al desarrollo, que había que viajar, irse a otro país… me parecía algo muy lejano y que yo nunca podría hacer, ya que tengo mi vida y mi familia aquí».

Sin embargo, Gloria se dio cuenta de que la Obra Social La Caixa también llevaba a cabo iniciativas benéfica mucho más cerca: en su propio pueblo y en los municipios cercanos. «Llevar la solidaridad a las localidades pequeñitas, salir de las grandes ciudades, es fundamental», relata la voluntaria. «Es allí donde más se necesita la ayuda ya que, por si fuera poco, están desconectados de los grandes eventos que se hacen en las capitales», detalla. Así, recuerda que la primera experiencia solidaria que vivió fue una excursión a la playa con una asociación de niños con discapacidad de un pequeño pueblo de la provincia. «Este tipo de entidades apenas tienen fondos para subsistir, y mucho menos para realizar actividades de ocio, así que la ayuda de la Obra Social La Caixa para que pudiesen pasar un día de excursión fue muy importante», asegura. A esa mismo viaje fue también un anciano que, cuenta Gloria, «le dejó marcada», ya que hacía años que no salía de su pueblo y no conocía la playa, y pudo hacerlo gracias a los voluntarios.

Una de las actividades solidarias en las que ha participado Gloria

Una de las actividades solidarias en las que ha participado Gloria

Ahora, años después de aquella primera experiencia, Gloria es una de las voluntarias más activas de la Obra Social La Caixa en la provincia de Sevilla. Y no solo eso, sino que también ha animado a hacerse voluntarios a su marido y a su hermana. «Lo hemos convertido, en cierto modo, en una actividad familiar, dedicamos los sábados por la mañana a ayudar a los demás en vez de hacer otras cosas, y lo cierto es que nos ha cambiado la vida, es muy satisfactorio», confiesa. A la mayoría de actividades los acompaña, además, su hija. «Aún es muy pequeña, pero comienza a preguntar y a interesarse por las cosas y hay que explicarle, por ejemplo, que todo lo que hacemos es para ayudar a niños que a cambio de lo que le sucede a ella, no tienen todo lo que necesitan», asegura.

Además, la joven afirma que ayudar a gente que conoce, de su propio pueblo, o de otros de la provincia, «es todavía más satisfactorio». «El vínculo que se crea cuando son personas cercanas, vecinos, es aún más fuerte».

554cc0a4-8ae8-443a-afee-559dfcc51d3e